Dar a Dios lo que es de Dios
HOMILÍA DOMINGO XXIX T.O - Por Pepe Córdoba
Id ahora a los cruces de los caminos...
HOMILÍA DOMINGO XXVIII T.O - Por Pepe Córdoba
previous arrowprevious arrow
next arrownext arrow
Shadow
Slider

Como a sus discípulos, el Señor nos invita a estar en vela; a estar pendientes de sus continuas venidas para abrirle, para responderle en todo aquello que viene. Hay momentos en los que se hace difícil la vigilancia: la noche y la madrugada. Que el cansancio no nos venza en estos momentos.

MARTES XXIX T.O-A Lc 12,35-38 Tweet

VOLVEMOS A MISA

AFORO MÁXIMO 1/3: 70 PERSONAS

D. José Ruiz Córdoba

Bienvenidos a nuestra web

Queridos hermanos: siguiendo el llamado del Papa Francisco de ser una Iglesia de puertas abiertas, queremos utilizar este medio para llegar y hacer llegar la presencia del Señor a todos los rincones de los hogares que quieran abrir sus puertas a nuestra parroquia, desde donde el mismo Señor nos envía a ser lumbreras en medio de nuestro mundo. Con un estilo sencillo y humilde, como nuestra vocación de Misioneros de la Esperanza os ofrecemos nuestro servicio y desde este soporte abrimos nuestras puertas y os iremos enseñando la vida que brota cada día del Sagrario. Que nuestra Madre la Virgen nos conceda con tu ayuda crear en esta pequeña porción de la Iglesia diocesana de Málaga y Melilla un hogar de Nazaret donde compartir, crecer y animar la fe  hoy en medio de nuestro pueblo. Un abrazo y una sonrisa grande para todos.

Eucaristía en Facebook, cada martes, a las 20:15

(hora española)

Celebrada por Pepe Ruíz Córdoba en la capilla del centro MIES.
Retrasmitida desde la página de facebook oficial de MIES.

Retransmitida desde FACEBOOK

Horario Misas

Lunes - Martes
Jueves* - Viernes

9:30 h

* Jueves: Después de la misa exposición del Santísimo hasta las 12:00 h.

Miércoles
Sábados

19:00 h

.

Domingo

11:00 h

.

DESPACHO PARROQUIAL: Miércoles de 17:30 h. a 18:30 h. 

CONFESIONES: 30 minutos antes de cada Eucaristía

Imagen del día

A veces tenemos la valentía de reconocer que algo que hemos hecho, o dejado de hacer, no ha sido correcto. Pero no basta con reconocerlo, aunque sea un primer paso positivo. Es preciso que prometamos corregir lo que hemos hecho mal. Porque llorar la culpa conlleva la promesa de que nos esforzaremos al máximo para no volver a repetir el error.

Evangelio

Lucas 12, 35-38

En aquel tiempo, dijo Jesús a sus discípulos: «Tened ceñida vuestra cintura y encendidas las lámparas. Vosotros estad como los hombres que aguardan a que

Leer más »

Santoral

San Cornelio

Conmemoración de san Cornelio, centurión, que en la ciudad de Cesarea, en Palestina, fue bautizado por el apóstol san Pedro, como primicia de la Iglesia

Leer más »

Noticias